Publicado en Microideas

Todo consiste en simplificar


Empecemos preguntándonos: ¿qué puedo simplificar? ¿qué puedo dejar? ¿a quién puedo decir no? ¿me puedo resistir a comprar otra cosa más innecesaria?¿puedo reducir las horas de televisión? ¿son necesarias tantas reuniones? ¿puedo dejar vacante por algún tiempo el número uno para hacer cosas que me gustan y en las que ni siquiera soy ducho/a? ¿lograré cocinar platos más sencillos y naturales sin recurrir a precocinados? ¿soy capaz de detener mis pensamientos obsesivos?

Y luego viene la pregunta del millón ¿me va hacer más feliz tener más control de mi vida y enfocarme hacia la simplificación?

Anuncios

Autor:

Vivo en una ciudad del Norte de España, entregada a la pasión por aprender y transformar mi vida y la de los que me rodean en una aventura única. Creo en la gente y en las oportunidades que nos ofrecen las adversidades. He aprendido que el único pecado imperdonable es no arriesgarse.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s