Publicado en Pensando en voz alta

Agradezco


Los americanos del Norte tienen su día del agradecimiento, el célebre Thanks Giving Day. En España tenemos multitud de días dedicados:  el  día de la lucha contra el  sida, el día del padre,  el del alzheimer, el de la mujer,  el del libro y así sume y sigue. Todos estos días importantes sin duda y recordatorios de que queda algo por hacer al respecto, pero un día de dar gracias me gusta, venga de América o de Corea. Así que yo lo celebro. Y lo celebro dando gracias a:

Mi fe por sostenerme

Mi voluntad por empujarme cuando no tengo ganas

Mis padres por traerme al mundo, pese a que no lo tenían pensado y surgió

La luz que me hace tan feliz cuando aparece cada día

El té y a quien lo descubrió

La gente buena y generosa

Los cascarrabias que tienen el corazón más grande que una plaza de toros. ¡Me gustáis!

Mi cuerpo que no es perfecto pero está completo y lleno de agradecimiento

Mi mente que entiende, es inteligente y tiene conciencia

Al mar que veo cada mañana desde la ventana

A mis dos hijas que son fuerzas de la naturaleza

A  mi marido que me eligió

A mis queridos amigos

A mi tribu familiar que, a la siciliana, han nacido para polemizar

A mi trabajo tan apasionante y retador

A mi casa que me guarece y es preciosa

A todos los que no les gusto y por oposición hacen que a los que sí les gusto me vean con mejores ojos

A la gente que ha llegado a mi vida en paracaídas caída del cielo

A los libros, a las librerías, a los escritores, a los poetas, a los filósofos, a los vividores

A la gente motivadora que en cualquier profesión hacen que todo parezca más fácil

A  Dios por permitirme formar parte de él

A la educación por abrirme las puertas al pensamiento

A ese pozo de sabiduría que es la persona que me ayuda en casa

A todos los que han dejado huella en mi vida

A los sueños

Al jamón en todas sus vertientes y al de Trevelez en especial

A todos los inventos técnicos que facilitan la vida diaria

A todos los que no tienen nada, a excepción de la vida,  y me recuerdan que no tengo derecho a no ser agradecida

Al carpe diem latino

A los filántropos

A internet y a los que lo perfeccionan con su talento

Al talento que se desarrolla con el interés y la constancia

A ser querida y poseer la capacidad de querer

A los sitios que llevo en el corazón: Granada, Coruña, Loro Ciufenna, Montebenichi, Menorca, Guadalajara de México, Torres del Paine, Londres, Roma, Corfú, Buenos Aires, La Habana…

A mis compañeros de Universidad por habernos reencontrado

A un telegrama del Ministerio de Cultura hace ya muchísimos años

Al jurado que eligió mi proyecto de creación literaria y me dio alas

A mis libros que están en las estanterías y me hacen creer un poco más en mí

Al reuma que me hizo lectora para toda la vida

A  la democracia y a los griegos que la inventaron

A todos los que ya se fueron y los quise mucho: Borja, Paco, Isabel María, Juan, Teresa, Antonio, Silvia, Ramón, Chus…

A mis clubes de lectura que son gallineros en efervescencia

A los diseñadores de moda y en especial a los artistas

Al arte en todas sus expresiones

A Mahler, a Emmy The Great, a Jorge Drexler, a Rachmaninov…

A La Alhambra que es el lugar más inspirador del mundo para un granadino

A una paella bien hecha ¡ole!  y al champagne

A la increíble naturaleza y sus prodigiosas enseñanzas

A los gestos insignificantes que se hacen grandes por la bondad

A la muerte por hacer nuestra vida más intensa e interesante

A los lectores de Microcambios y Nuncatehagaslibrero

A Martine que me inició en el apasionante mundo de la animación a la lectura

A los editores

Al dique de abrigo, un espacio libre de ruidos y abierto al mar

A ser capaz de comprender que el agradecimiento es el mejor don de la vida

Al dinero por permitir el trueque de servicios

Al cambio que tantas oportunidades prodiga

Al silencio

A la excitación de crear

A la maravilla de la libertad

A mis héroes literarios:  Robertson Davies, Thomas Mann, Ítalo Calvino, Jane Austen, Djumpa Lahiri, Salman Rushdie, Jorge Manrique, Saul Below, Eça de Queiroz …

Y no sigo porque esto se hace eterno; enumerando a estas personas, situaciones, acciones, cosas,  lugares y sentimientos, comprendo que tengo cientos de razones para celebrar un día de acción de gracias. Sacarlas a la luz es revelador. La mayor parte de lo que he enumerado, a excepción del invento de los franceses, los viajes, el jamón, la casa y algunas más,  no cuesta nada. Y lo que no se compra es lo que precisamente me hace más feliz porque puestos a elegir entre la luz y el champagne la elección parece clara y puestos a elegir entre  mi casa y la democracia también me quedo con esta última, porque siempre habrá posibilidad de que alguien me acoja. Feliz día de acción de gracias a todos los habitantes del planeta Tierra. Y sus alrededores. Y no olvidéis de hacer vuestra lista y lanzarla al mundo.

Anuncios

Autor:

Vivo en una ciudad del Norte de España, entregada a la pasión por aprender y transformar mi vida y la de los que me rodean en una aventura única. Creo en la gente y en las oportunidades que nos ofrecen las adversidades. He aprendido que el único pecado imperdonable es no arriesgarse.

4 comentarios sobre “Agradezco

    1. AAAAUPA….ARRIBA LOS CORAZONES….

      Que escuche quien tiene oídos..
      Tomo buena nota para empezar a ser más agradecida..Incio microcambios..que por muy “micro”…siguen costando

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s