Publicado en Pensando en voz alta

Verdades filosóficas


Nada es miserable a menos que lo pienses así; y por otro lado, nada trae la felicidad a menos que te contentes con eso.

Boecio

Anuncios